banner


Comunidades, jefes de instituciones, iglesia, autoridades y público en general se dieron cita en la Plaza de Armas del distrito de Tinta para participar en la asamblea popular, donde se trataron diferentes puntos.

Referente a la gestión del Alcalde Jesús Manya, las observaciones y críticas fueron duras, donde señalaron que el burgomaestre es autoritario y toma decisiones unilaterales, versiones que fueron confirmadas por la regidora Beatriz Alca, agregando que no le permite fiscalizar algunas acciones e impedirle trabajar normalmente cumpliendo sus funciones.

Asimismo el gobernador del distrito denunció algunas irregularidades que se estarían cometiendo en la Municipalidad, no obstante el alcalde señaló que dicha autoridad política es un “jovencito irresponsable” y que hará llegar su queja al Gobernador Provincial y Regional por querer desprestigiar su gestión.

Finalmente, se renovó el Frente Único de Defensa de los Interese de Tinta, recayendo esta responsabilidad en Mateo Cáceres, persona que fue anteriormente fue alcalde de ese distrito y aún tiene esperanzas de llegar nuevamente al poder Municipal.

Con informacion del Diario del Cusco

Redes Sociales

Video de la semana

 
Top