banner


El sismo de 5.6 grados de magnitud en la escala de Richter que sacudió esta madrugada la provincia cusqueña de Espinar y fue sentido también en el departamento de Puno no dejó daños, según las verificaciones preliminares de las autoridades locales Defensa Civil.

Luis Ballón, director de la oficina cusqueña de Defensa Nacional, sostuvo que hasta el momento no hay reportes de daños por el evento sísmico, y que este no habría pasado de un susto.

“Parece que el temblor no ha sido muy fuerte. Estamos comunicándonos con Espinar y por ahora no tenemos informes de hechos negativos”, declaró el funcionario a la Agencia Andina.

Por su parte, Javier Paredes, subgerente regional de Defensa Civil en Puno, dijo que tras un primer monitoreo en las provincias de Azángaro, San Román, Lampa y El Collao, entre otras, las actividades se desarrollan con normalidad.

“No tenemos reportes de daños ni de inconvenientes mayores. En algunos casos ni siquiera han sentido el sismo, no tenían conocimiento de que había sucedido esta madrugada”, manifestó.

Según el Instituto Geofísico del Perú (IGP), el movimiento telúrico se produjo a las 02:15 horas (07:15 GMT) y su epicentro fue localizado a 26 kilómetros al noreste de Espinar, a una profundidad de 193 kilómetros.

Espinar se encuentra próximo al departamento de Puno, donde algunos pobladores refirieron haber sentido este temblor, el noveno en lo que va de setiembre.

Andina

Redes Sociales

Video de la semana

 
Top