banner


En la provincia de Islay, en Arequipa, se reinició esta mañana la huelga indefinida de los pobladores en contra del proyecto minero Tía María, que está a cargo de la empresa Southern Perú.

Según informó el corresponsal de El Comercio en la zona, Carlos Zanabria, las autoridades de Educación decidieron suspender las clases escolares y las entidades públicas han cerrados sus puertas para evitar actos vandálicos.

Los manifestantes se han movilizado hasta las inmediaciones del puente Pampa Blanca, donde han sido frenados por la Policía Nacional ante su intento de tomar un tramo de la carretera.

Sin embargo, un grupo de estas personas, que un primer cálculo son 800, ha logrado subir a los cerros colindantes y desde ahí están atacando a los agentes PNP, quienes han tenido que usar bombas lacrimógenas, pero no ha surgido efecto porque tienen el viento en contra.

Los pobladores del valle del Tambo están lanzando piedras con huaracas a los policías.

Hasta el momento, la Policía ha detenido a una mujer y se seis personas han resultado heridas, que han sido trasladadas a un centro médico del sector.

El Comercio

Redes Sociales

Video de la semana

 
Top