banner

El consumo de la trucha se enfocaba a los sectores A y B, pero ahora se concentra en los sectores C y D.

El consumo de trucha en Perú pasó de 600 gramos per cápita en 2012 a 1.2 kilogramos en 2015, informó el presidente ejecutivo de Sierra Exportadora, Alfonso Velásquez. Este avance en el sector acuicultura coincide con la crecida de la demanda de la trucha peruana en el mercado de EE.UU.
 
La llegada a más hogares peruanos de este producto se debe a la versatilidad en el uso de su carne en la preparación, puesto que bien pueden acompañar a toda clase de comida. También ofrece valores nutricionales, tan igual como los productos de mar.
 
Según Velásquez, el consumo de la trucha se enfocaba en los sectores A y B, pero ahora se concentra en los sectores C y D, gracias a que su distribución ha reducido sus costos, por lo que su precio ahora resulta más accesible.
 
“Ahora, el objetivo es que el consumo per capita sea de 1.5 kilogramos en el corto plazo, pues gana preferencias gracias a la calidad de su carne”, indicó.
 
De acuerdo con Luisa Morote, especialista en truchas, la tendencia gastronómica de consumo interno es la trucha asalmonada, denominada así porque posee una pigmentación color naranja, parecido al color del salmón. Es una de las presentaciones más populares. 
 
“El 90% de trucha comercializada era eviscerada, sin embargo, ahora existen nuevas presentaciones entre las cuales destacan la trucha asalmonada, la trucha corte mariposa y los filetes”, sostuvo, según recoge Andina.
 
En tanto, en 2015 la exportación de truchas sumó 12.5 millones de dólares, 109 % más que en el 2014. El año pasado, la especie llegó a 13 mercados. EE.UU incrementó su demanda en 110% y Canadá, China, Rusia Japón, Noruega, Suecia, Vietnam, entre otros países, también registraron mayor consumo.

Fuente: La República

Redes Sociales

Video de la semana

 
Top