banner

El primer ministro Yehude Simon y varios ministros llegaron esta mañana a un primer acuerdo con los pobladores de Sicuani durante la reunión que se realiza en la capital de la provincia de Canchis, a 118 kilómetros de la ciudad del Cusco.


Tal como informó la corresponsal de El Comercio, Milagros Vera, que reporta desde el lugar de los hechos, el punto en el que coincidieron el Ejecutivo y los pobladores cusqueños fue que se realizará un concurso público de licitación internacional para "efectivizar los estudios de impacto ambiental y social que se produciría por la construcción de la hidroeléctrica de Sallca Pucará".

Este análisis ambiental se realizará en la zona media y baja dado que ya se ha analizado en la zona alta de la provincia de Canchis.

El primer ministro anunció que apenas vuelva a la capital lanzará la licitación para la realización del estudio ambiental.

Tras la realización y publicación de los resultados, se llevará una consulta popular en Sicuani que definiría la construcción de la hidroeléctrica.

Junto a Yehude Simon se encuentran los ministros de Ambiente, Antonio Brack; Justicia, Rosario Fernández; Energía, Pedro Gamio; Interior, Remigio Hernani; Salud, Oscar Ugarte y Agricultura, Carlos Leyton.

La primera etapa de la reunión entre los miembros del Ejecutivo y los pobladores de Sicuani no estuvo exenta de tensión. Poco después de las 10 de la mañana la reunión estuvo a punto de suspenderse cuando algunos dirigentes locales quisieron imponer que no se construya la hidroeléctrica de Sallca Pucará. Tras un breve intercambio de palabras la cita continuó.

En la cita también se encuentran el presidente regional del Cusco, Hugo Gonzales; la teniente alcaldesa de Sicuani, Rosa Aguilar; y las congresistas del Partido Nacionalista Hilaria Supa, María Sumire y Janeth Cajahuanca.

La reunión se lleva a cabo en el auditorio de la municipalidad de Sicuani desde las 8:30 a.m. luego que Simon Munaro y los miembros del Ejecutivo llegaran en helicóptero desde la capital cusqueña.

El local de la cita, que se ubica en la antigua plaza de Armas de Sicuani, que data del siglo XVIII, se encuentra acordonado por aproximadamente 400 policías llegados de Lima y Cusco. La población rural y urbana de los distritos aledaños a la capital de Canchis suman un aproximado de dos mil personas y escuchan los pormenores de la reunión a través de radios y potentes parlantes(Tomado de elcomercio.com.pe).

Fuente: 24 Libre

Redes Sociales

Video de la semana

 
Top